Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bartomeu: "Nos gustaría más cerrar la carpeta de la Acción de Responsabilidad que llegar al Supremo"

El presidente del FC Barcelona, Josep Maria Bartomeu, ha comentado este martes que el club blaugrana confía en poder seguir hablando y negociando con los seis directivos, liderados por el expresidente Joan Laporta, que no firmaron el pacto para retirar el recurso por la Acción Social de Responsabilidad contra la Junta Directiva del abogado, un acuerdo que sí firmaron otros once exdirectivos y la compañía aseguradora Zurich.
"Si vamos hasta el final, hasta el Supremo, es porque el club se debe defender, porque tenemos la jurisprudencia de una demanda que es la primera así en el Estado, pero sólo por eso. Jamás pediremos nunca dinero de los avales a ningún directivo ni a Zurich. Y nos gustaría cerrar la carpeta más que llegar al Supremo", recalcó en rueda de prensa.
Como ya apuntó el domingo en la Asamblea Extraordinaria donde los socios aprobaron el pacto alcanzado con Zurich y esos once exdirectivos, reiteró que quieren cerrar esta carpeta. "Es necesario. Estamos abiertos a hablar con esos seis directivos, se debe hablar, si ellos quieren no hay problema. El recurso a Zurich y los once directivos que firmaron el pacto se ha retirado", confirmó.
Así, la segunda sentencia del caso, que dará respuesta al recurso presentado por ambas partes, sólo afectaría ya a Laporta y los otro cinco directivos que no firmaron: Rafael Yuste, Maria Elena Fort, Xavier Bagués, Josep Ignasi Macià y Xavier Sala i Martín. No obstante, Bartomeu celebró que Bagués pueda pasarse ya al bando de los demandados firmantes del pacto.
"No hay ni malos ni buenos, ni vencedores ni vencidos. Para mí la negociación colectiva ha ido bien. Estamos abiertos a hablar y a sentarnos con esos seis exdirectivos, es el momento adecuado y el otro día casi el 90% de los compromisarios votaron a favor de cerrar esa carpeta. Seguiremos hablando, espero que quieran hablar con nosotros estos días para no llegar a otra sentencia y decidir ir al Supremo. Si todo lo hablamos de forma tranquila encontraremos la manera de cerrarlo todo", sentenció Bartomeu.
Y es que el dirigente dejó claro que su Junta no tiene ningún ánimo de pedir la ejecución de ningún aval para ningún directivo. "Ya dijimos que renunciaríamos a los avales, pero ahora es momento de cerrar la carpeta y no ir al Supremo. Pero, si vamos, será también bueno para el club para tener un criterio de cómo se fija la Ley del Deporte en el club", advirtió.
"LA VÍA DIPLOMÁTICA CON UEFA HA SIDO BUENA"
Por otro lado, sobre el pacto con la UEFA por el caso de las 'estelades', celebró que el ente europeo enmarque dentro de la libertad de expresión la presencia de las banderas independentistas en el Camp Nou y no lo vea más como una reivindicación política. "Estamos muy satisfechos por este acuerdo. La vía diplomática de hablar con UEFA ha sido buena, hasta llegar a este pacto", celebró.
"La UEFA se compromete a revisar el código y a que la libertad de expresión se reconozca. El nuevo presidente entiende que los socios del Camp Nou deben expresarse con libertad de expresión, pero sin ningún insulto. Por eso estamos tan contentos del pacto, y por eso retiramos el recurso al TAS. Los socios podrán venir al estadio con la tranquilidad de que no nos pondrán ninguna otra sanción", apuntó.
Por otro lado, reconoció que el FC Barcelona, como parte de la Asociación de Clubes Europeos (ECA), negocia con la UEFA el nuevo formato de la Liga de Campeones. "Habrá ciertas plazas fijas para ciertos países, un nuevo formato más atractivo y más ingresos con nuevos patrocinadores y nuevos horarios. Estamos satisfechos y contentos, la propuesta que se ha hecho a la UEFA en muchas reuniones se ha entendido. La evolución continua, las revoluciones no siempre son buenas", manifestó.