Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Joan Plaza: "Con Carroll puedes rezar o sacar el winchester"

El técnico de Unicaja, Joan Plaza, explicó que salir del WiZink Center con un 2-0 en contra era un "panorama factible", aunque reconoció que esperaba una actuación más "digna" este viernes en el segundo partido ante el Real Madrid, donde fueron acribillados por Jaycee Carroll antes del descanso.
"No ha habido partido. Se ha roto en la primera parte. Hay que felicitar al Madrid. El otro día teníamos dudas de quién lo merecía o no. Cuando vemos la montaña tan alta hay que pensar en el siguiente partido. Es lo que hemos hecho al final del tercer cuarto y en el último", indicó.
En la rueda de prensa posterior al duelo, Plaza fue preguntado por la ausencia de defensa o por el mérito de un Carroll que anotó 21 puntos en el segundo cuarto. "Es una mezcla de las dos cosas. Tienes que mirar en qué fallas tú. Cuando un jugador está en estado de gracia como Carroll, con un brazo punteando, puedes rezar o sacar el winchester. Es talento, muchos ceros...", afirmó con sonrisa de frustración.
Por otro lado, Plaza se aferró al factor Martín Carpena a partir de este domingo. "No es la primera vez que un equipo mío remonta un 2-0. Nos merecemos ganar un partido en casa por lo que hemos hecho toda la temporada, aunque en el cuarto partido nos puedan barrer. Que la gente de Málaga nos ayude y tener esperanzas de dar la vuelta a la eliminatoria", dijo.
"Al Madrid casi nadie en Europa le puede jugar a meter más puntos. Tienes que hacerlo bien, ser estables atrás y tener una mayor efectividad de tiro. Se trata de no ver una montaña sino un grupo de piedras e ir de una en una. Vamos a focalizar la atención en ganar un partido", añadió.
Plaza explicó que el 2-0 entraba sin duda en los pronósticos. "Estamos preparados para estas cosas. Veíamos posible el 2-0, nadie quiere perder de 30 pero hay que optimizar lo que te queda por delante. No podemos engañar a la gente, el 2-0 era más que factible, nos hubiera gustado hacerlo más digno pero no hay que hacer tripas corazón", finalizó.