Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Crónica del Real Madrid - Estrella Roja, 98-68

El Real Madrid vuelve por sus fueros Los de Pablo Laso se exhiben contra Estrella Roja tras tres derrotas y antes del Clásico
El Real Madrid vuelve por sus fueros
Los de Pablo Laso se exhiben contra Estrella Roja tras tres derrotas y antes del Clásico
El Real Madrid puso fin a tres derrotas seguidas con una exhibición (98-68) ante el Estrella Roja en la jornada 25 de la Euroliga, celebrada este viernes en el WiZink Center, para seguir en lo alto de la tabla y recuperar sensaciones antes del Clásico liguero ante el FC Barcelona Lassa.
Tras perder en casa en Liga Endesa ante Herbalife Gran Canaria, después Galatasaray e Iberostar Tenerife, el Madrid se puso serio y pasó por encima de un rival de 'play-offs'. Los de Pablo Laso se acercan un poco más a la ventaja de campo de cara a cuartos de final y se mantienen líderes (19-6) empatados con CSKA.
"Puede espolearnos o crearnos dudas", dijo Laso en la previa, ante la mala racha de resultados. Sin duda fue lo primero. El Madrid barrió al quinto equipo de la Euroliga sin miramientos, impartiendo cátedra en ataque y apretando en defensa después de un tanteo inicial.
Los de Laso anotaron en 19 de 21 tiros a canasta en los primeros 10 minutos, un ritmo apto para contados equipos en Europa. El de Belgrado no es ni fue uno, y al término del acto inaugural se fue ya con una buena losa encima (38-14). Tres triples de Maciulis, dos de Randolph, ocho puntos de Llull y nueve de Ayón, tuvieron la culpa.
El Madrid no dio pie a las dudas ni a un nuevo tropiezo y demostró la ansiada "frescura" que señalaba vital Laso, recuperada esta semana. Estrella Roja demostró tener buenas maneras, pero no supo frenar el vendaval. Bien rotado, el conjunto blanco funcionó sin fisura mejorando el colchón a 20 puntos, siempre encontrando el compañero sin marcaje.
Al descanso (63-44), toda la rotación de Laso había anotado. El conjunto blanco recuperó de golpe el juego, la alegría, la velocidad y el acierto, ante un Estrella noqueado, lejos de su labrada versión. El orgullo lo sacó Thompson al final del segundo cuarto. Los pocos puntos fueron en su mayoría de Wolters y Simonovic.
El conjunto serbio había firmado su rendición. El Madrid por su parte trató de repetir guion en el segundo tiempo, aunque esta vez los triples de Maciulis no entraron. Fue Randoplh quien se animó a disfrutar de un partido roto, dando algo que llevarse a la boca a un Palacio conforme.
Siete puntos de Milko Bjelic en el tercer cuarto fueron el sustento visitante. A lo suyo, el Madrid cerró su golpe en la mesa con el reparto de puntos y protagonismo que hacen temible a este equipo. Sin el lesionado Nocioni, tampoco forzó a un Luka Doncic con molestias que no reparó en destellos de calidad.
Los de Laso tenían hambre de victoria, y no una cualquiera. El Madrid apretó hasta el final en defensa, con un gran Rudy Fernández, y arrasó hasta donde quiso Doncic en los últimos minutos. Pagó los platos rotos el Estrella Roja, pequeño respiro para el Barça.
FICHA TÉCNICA.
--RESULTADO: REAL MADRID, 98 - ESTRELLA ROJA, 68. (63-44, al descanso).
--EQUIPOS.
REAL MADRID: Llull (11), Taylor (12), Maciulis (12), Ayón (12) y Randolph (11) --cinco inicial--; Reyes (1), Doncic (7), Rudy Fernández (3), Carroll (9), Hunter (11) y Thompkins (9).
ESTRELLA ROJA: Jenkins (10), Dangubic (4), Guduric (7), Mitrovic (4) y Kuzmic (6) --cinco inicial--; Lazic (-), Wolters (9), Thompson (6), Dobric (-), Simonovic (13) y Bjelica (9).
--PARCIALES: 38-24, 25-20, 17-13 y 18-11.
--ÁRBITROS: Lottermoser (ALE), Gkontas (GRE) y Kowalski (POL). Eliminado por faltas personales Thompkins en el Madrid.
--PABELLÓN: WiZink Center, 10.247 especadores.