Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Albert Miralles: "El objetivo del domingo es ganar porque es un partido de nuestra liga"

El jugador del Divina Seguros Joventut Albert Miralles tiene claro que la ilusión con la que se afronta el nuevo proyecto es máxima y ha destacado que el objetivo en estos primeros encuentros es empezar ganando, sobre todo en el primer partido de la Liga Endesa ya que el UCAM Murcia, rival de los verdinegros en el primer choque, es un equipo de "su liga" y no ganarlo sería no cumplir el objetivo.
"Si te soy sincero, el objetivo en estos primeros partidos pasa por intentar empezar con victorias. El objetivo del domingo es ganar, a partir de aquí te digo que tenemos que ir a competir al máximo y tener la opción de ganar en los minutos finales y si no lo logramos no habremos cumplido el objetivo. El domingo es un partido de nuestra liga", señaló en una entrevista a Europa Press en el 'Media Day' de la Liga Endesa.
El veterano pívot remarcó la "ilusión" que tiene la plantilla y las buenas sensaciones de la llegada de los nuevos fichajes. "Estamos muy contentos con la llegada de los nuevos compañeros, veo una temporada ilusionante donde tenemos que conseguir ser un buen equipo. Estamos en trámite, hay mucha energía positiva, tenemos que quedarnos con esto y poco a poco construir un equipo ganador", comentó.
"Con el nuevo entrenador ha habido muchísimas modificaciones, conceptos de juego muy diferentes, creo que nos estamos adaptando muy bien pero aún estamos en este proceso. Necesitaremos más tiempo para poder exprimir sus ideas, pero creo que estamos en la buena línea", indicó sobre la puesta en escena del equipo, comandado por el nuevo entrenador, Diego Ocampo.
La 'Penya' ha incorporado hasta cuatro caras nuevas que aterrizan por primera vez en la Liga Endesa, una competición "difícil" de adaptarse. "Es difícil, estamos en una liga con mucha gente que conoce la competición y que lleva muchos años jugando y eso es un valor añadido. Hay equipos que nunca fichan jugadores de otras ligas. Nuestra situación es la que es y estoy muy contento de la llegada de los nuevos compañeros", manifestó.
"Poder transmitir las experiencias que has vivido aquí a los recién llegados es algo que ayuda y que les hace estar tranquilos durante los 10 meses, porque esto dura mucho y es importante estar bien al principio pero también en los últimos compases de competición", aseguró.
El de Barcelona destacó la importancia de cosechar victorias en su feudo, algo "básico" para lograr el objetivo. "Es básico ganar en casa. Tenemos que conseguir que la rotación que a veces sea nuestro campo y nuestra afición. Es muy importante sentirnos cómodos jugando aquí y que los equipos rivales vean este campo como un estadio muy difícil de ganar. Si se crea este ambiente de que es muy complicado ganar a la 'Penya' en su casa nos dará mucho", matizó.
Con tantas novedades y cambio de banquillo, el equipo, a día de hoy, sigue notando la "falta de rodaje". "La falta de rodaje se notó seguro en la Liga Catalana. Fue un día en que no salieron las cosas, evidentemente contra un rival de primerísima cualidad y siempre se ven más los defectos cuando juegas contra gente tan buena. El día del Fenerbahçe también era un partido muy complicado e hicimos un encuentro mucho más completo", resaltó.
"Espero tener un rol muy importante, puedo dar algo que los otros jugadores no pueden dar en mi posición. Con el otro pívot somos muy diferentes y es muy positivo para ambos. Él es más grande y más lento que yo y tenemos que buscarlo cerca del aro y yo soy más dinámico y defensivamente puedo ayudar al equipo. Pienso que entre los dos podemos hacer que la posición de cinco esté bien cubierta", analizó sobre su rol y el de su compañero de posición, Garrett Stutz.