Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Touré quiere hablar con Rosell antes de firmar con el City

Ibra no se va, según su agente.
Touré se irá al Manchester City... siempre y cuando Sandro Rosell, presidente del Barça a partir de mañana, no frene la operación. Tras la reunión que tuvo lugar el pasado lunes en Barcelona entre los representantes del City y el agente de Touré, Dmitry Seluk, todo quedó visto para sentencia y a la espera de que Rosell tome posesión de su cargo y dé su opinión al respecto.
"No se cerrará el traspaso hasta que hayamos hablado con el nuevo presidente", dijo Seluk. Si todo va según lo previsto, el traspaso podría hacerse oficial el próximo viernes. El City pagará unos 30 millones de euros más dos en variables.
Por otra parte, ayer también habló el representante de Ibrahimovic, Mino Raiola. El agente quiso salir al paso de los rumores que sitúan a su representado lejos del Barcelona. En declaraciones a Radio TV Italia, comentó que "Ibra no se mueve del Barcelona y no entiendo por qué debería hacerlo". Raiola abundó un poco más en la cuestión: "Él no quiere salir del Barça y el club no quiere dejarlo ir. Todo ha ido bien y me parece una exageración decir que Ibra debe desaparecer".
Por ahora, parece que la llegada de Villa le cierra las puertas de la titularidad al delantero sueco...
Laporta: adiós y penalti fallado
Tras la última Junta celebrada en las instalaciones del Camp Nou, Laporta organizó un partidillo con los veteranos para despedirse. Sólo acudieron dos directivos a la pachanga de despedida: Rafael Yuste, que hizo de lateral, y Xavier Sala Martín, al que se le vio poco sobre el césped. Laporta, que lució el número 10 de Messi, falló un penalti. El balón se estampó contra el palo y se despidió sin poder lograr el último tanto como máximo mandatario del Barça.