Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pepe podría perderse el final de temporada

El Comité de Competición se reunirá para decidir qué sanción impondrá a Pepe por su agresión a Casquero y Albín. El jugador, con casi toda seguridad, no podrá volver a jugar hasta la próxima temporada. Lo sucedido será calificado como infracción grave
El Comité de Competición impondrá una sanción en torno a los siete partidos a Pepe por su expulsión ante el Getafe, por lo que no volverá a jugar hasta la próxima temporada. La resolución se producirá mañana por la tarde. En principio, la intención del primer organismo disciplinario de la Federación Española de Fútbol es considerar las agresiones reflejadas en el acta por Delgado Ferreiro (las patadas a Casquero y el puñetazo a Albín) como una única acción continuada, lo que evitaría que, si se aplicara estrictamente la reglamentación, se le tuviera que imponer una suspensión descomunal al tener que sumarse los baremos establecidos para estas infracciones.
Según refleja el artículo 122. f de los estatutos, "se sancionará con una suspensión de cuatro a doce partidos la agresión a otro, sin causar lesión, ponderándose como elemento determinante del hecho doloso, necesario para esta tipificación, que la circunstancia tenga lugar estando el juego detenido". Precisamente este último matiz es el que eleva el grado de la infracción de leve (de uno a tres encuentros) a grave.