Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

España aplasta a Azerbaiyán (6-0)

La selección española de fútbol solventó con buena nota su único test previo a la disputa de la Copa Confederaciones, que dará comienzo este domingo, tras vencer (0-6) a Azerbaiyán en un encuentro que sirvió a la actual campeona de Europa para afinar su puesta a punto de cara al torneo de Sudáfrica.
A cinco días de su debut en la Copa Confederaciones, el combinado de Vicente Del Bosque ofreció en Baku muestras de su tremendo potencial pasando por encima del débil conjunto local y manteniéndose fiel en todo momento a la idea que le llevó hasta la gloria continental el pasado año.
Xabi Alonso se convirtió en el dueño absoluto de la medular, controlando a su antojo el partido. Sin embargo, el gran protagonista del choque fue el valencianista David Villa, autor de tres tantos en la primera mitad, haciendo gala de un magnífico estado de forma que promete dar muchas alegrías a España en Sudáfrica.
32 encuentros invicta
La selección, consciente de que la de hoy sería la única prueba antes de la cita africana, afrontó el duelo como un test serio ante el que imponer su estilo y coger confianza. De paso, la 'Roja' prolongó su racha de partidos invicta, que asciende ya a 32 encuentros, a sólo tres del récord absoluto, en poder de Brasil (35).
España inició el choque con la idea clara de imponer su libreto y poco tardó en conseguirlo ante un rival que se siente más cómodo sin balón, como la totalidad de los rivales a los que se medirá España durante la primera fase de la Copa Confederaciones.
Una gran jugada de España, generada por Cazorla, terminó en las botas de David Villa, que la puso en la escuadra abriendo la cuenta y desmoralizando a los de Berti Vogts, que habían aguantado bien los primeros compases del duelo. El tanto desató al valencianista, que en apenas diez minutos hizo dos más. Después Riera, Güiza y Torres finiquitaron el partido.