Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los sucesos que presenció Paco Acedo al cruzar el lago Baikal: "Nunca me sentí solo"

Paco Acedo caminaba 30km al día y arrastraba trineos de 80kg. Varios días vio unas huellas humanas que desaparecían al cabo de un rato, e incluso le desapareció su equipo de buceo. Los lugareños dicen que hay espíritus en el lago y que es necesario realizar un ritual para estar en él, pero Acebo no lo hizo.