Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El cierre: ¿Lograremos que sea comprensible la experiencia del misterio?

El 6 de noviembre de 2008, Iker Jiménez vivió una experiencia en la caverna de Altamira que entra dentro de los hechos que no se pueden expresar con palabras. "Ahora miro de forma diferente a los testigos del misterio", ha explicado en su reflexión final.