Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El pequeño luchador que se agarra a la vida con sus dos manos nuevas

Se llama Zion y es un luchador. A los 2 años estuvo a punto de morir y tuvieron que amputarle las manos y piernas.

Creció en un hospital superando dificultades. Tras 2 años de diálisis, su madre le tuvo que donar un riñón. Y precisamente la medicina que tuvo que tomar para este trasplante le convirtió en el candidato ideal.

Fue elegido para el primer trasplante infantil del mundo de dos manos. Tras 10 horas de operación, salió agarrándose a la vida, con sus nuevas manos.

Pasó 5 meses aprendiendo a usarlas. Uno de sus retos fue escribir una carta muy especial. “Quiero escribir una carta a los padres que han donado”, explicaba el pequeño.

Gracias a él aumentaron los donantes. Un ejemplo de valentía incluso en los momentos más duros.