Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Combatiendo el acoso sexual callejero con ayuda de su móvil

La mitad de las mujeres españolas ha sufrido acoso sexual callejero, una forma de violencia de violencia machista invisible que muchas han decidido combatir con las cámaras de sus teléfonos móviles.

Una joven hizo la prueba andando sola por las calles de Manhattan. ¿El resultado? Cientos de saludos y comentarios obscenos. E incluso un hombre que camina junto a ella durante cinco minutos. Micromachismos cotidianos difíciles de combatir.

Una mexicana grabó al hombre que le había tocado el culo. Y en una playa de Mallorca, un joven se tocaba sus partes íntimas mientras miraba a una chica tumbada unos metros más allá. Y un tercer hombre decidió grabar por debajo de la falda a una mujer siguiéndola con su Smartphone.

El problema es que hay un vacío legal. Son necesarias medidas para evitar este acoso cotidiano que sufren las mujeres.