Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detienen a un hombre en Melilla que hirió a un policía con un cuchillo de gran tamaño

7:45 de la mañana, hora punta en el puesto fronterizo de Beni Enzar. Jornada aparentemente tranquila hasta que, de repente, vemos aparecer a varios policías en la imagen. Uno de ellos incluso desenfunda su porra. Se intuye el peligro.

Al fondo, un hombre de unos 30 años, con camiseta azul y pantalones cortos beige, cruza la frontera hacia Melilla con un cuchillo de grandes dimensiones al grito de "Alá es grande". No podemos escucharle pero, según cuentan los presentes, sus amenazas eran insistentes y alteradas.

Los agentes lo rodean, tratan de despistarle, hasta que uno de ellos lo neutraliza de manera improvisada y un tanto rudimentaria, pero muy efectiva. Nunca un separador de plástico, usado para habilitar carriles, había sido tan útil para fulminar a un agresor. 

Hasta 7 efectivos se abalanzan hacia él y este, ya en el suelo, consigue herir a uno de ellos.   

Apenas 3 minutos sin usar el arma que fueron determinantes para reducir al agresor, de 29 años y nacionalidad marroquí. Su acto de esta mañana ya se está investigando.