Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

“En una boda vas sumando gastos, pero al final se supone que vale la pena”

Todas las parejas quieren lo mejor para su boda. Judith y Agus han hecho un gran esfuerzo económico para tener una boda de ensueño. Él trabaja en una pescadería y ella es periodista free lance. Sólo en botellas de champán se han gastado 3.000 euros. La boda al final les puede  salir por más de 40.000 euros. Puestos con jamón de primera clase o de ostras con gin tonic son algunos de los caprichos que Judith y Agus quisieron ofrecer a sus invitados.