Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Maruchi se asusta con el violinista molesto

Zabaleta contrata a un músico para sorprender a su mujer en el desayuno. Quiere recrear un noviazgo que no ha existido pero su mujer no se lo pone nada fácil. "Me está dejando sorda, chico", le asegura, aunque aprecia la intención de Zabaleta.