Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

En el próximo programa: ¡monumental bronca de las hermanas!

Las hermanas serán penalizadas por un duro handicap al ser las últimas de la etapa 7. La tensión entre ellas estallará en una grandísima bronca que hará que la organización del programa tome medidas.

Mar y Vanesa se convertirán en las protagonistas de la etapa ya que al haber sido últimas en el ranking anterior, sufrirán un complicado hándicap que les pondrá al límite. Las distintas formas de las dos hermanas a la hora de sobrellevar este elemento ralentizador, hará que se enzarcen en una inapropiada pelea que traspasará los límites de lo competitivo, para adentrarse en terreno personal. La gravedad de los incidentes provocará que la dirección de Pekín Express tome cartas en el asunto y condicionará la  continuidad de las hermanas en la carrera.
La etapa comenzará para todos de manera muy estresasnte: serán despertados al alba por Jesús Vázquez, el director de carrera, y trasladados por sorpresa y con los ojos vendados hasta las terroríficas y laberínticas cuevas Amboni. Allí, abandonados a su suerte y perdidos por completo, deberán buscar la salida y encontrar a un hechicero vudú que dará a cada pareja un poder de magia negra para atacar a sus rivales. Durante toda la etapa los poderes del vudú irán de una pareja a otra y prácticamente todos recibirán alguna maldición de sus rivales; éstas “maldiciones” se traducirán en penalizaciones relacionadas con los cinco sentidos y que impedirán a quien las reciba ver, oír o caminar durante un tiempo determinado. En esta octava etapa nuestros aventureros deberán recorrer 380 kilómetros, desde Tanga, donde se inicia la carrera, hasta Morogoro, ciudad en la que está la meta.
Las dos primeras parejas que firmen en el libro rojo, tras un durísimo tramo en bicicleta, competirán en un juego de inmunidad en el que una vez más la brujería estará muy presente. Finalmente y durante la segunda jornada de esta octava etapa, se producirá la llegada a la meta de las parejas que permanecen en competición; como siempre la pareja más lenta se enfrentará a la amenaza de la eliminación.